SEAT 669



Estudié en un colegio católico del casco viejo de mi ciudad, construido literalmente sobre un monasterio del siglo XVII. Ambos edificios se superponen pudiendo pasar cruzando un pasillo desde un aula mas o menos moderna a habitaciones de piedra desnuda y decrépita, todo un resumen del ambiente donde me eduqué. Me dieron las notas del final de E.G.B. el mismo día que terminaba el plazo de entrega del papeleo para la solicitud de una plaza en un centro superior. Solo conseguí esa plaza in extremis y con la ayuda de mi hermana mayor (yo era un chaval muy tímido de 13 años) en una escuela de F.P. en el curso de automoción y me gané la titulación básica de mecánico. Me interesaba ese mundillo pero no era lo mio así que antes de continuar contando como pase tres años viviendo una película de EL RECTOR, pero en casposo aburrido y sin chicas, decir que de esa época conservo un gusto estético por el mundo automovilístico. Me encantan los coches tuneados americanos de los años 50 a 70 y curiosidades en plan modelo de Akira Toriyama como este 600 trucado, está basado en un coche real.
2 comentarios

Entradas populares